miércoles, 24 de enero de 2007

La iglesia es la gente...


Hace un par de días escuchaba un programa en la "radio cristiana" en Chihuas, un programa bien diseñado, de alcance a los jóvenes con temas tratados con amor y humor (a la mexicana como diría el buen Jaaziel)... porque iban a poner unas rolas de mi carnalito (que ahora ya no es el Shino sino el famoso Danni Dante, Ja!).

A través de un "sketch" para radio trataron un tema interesante: La burocracia en el liderazgo pastoral... ¡Hey! "burocracia" es una casi una mala palabra en México (y creo que en casi toda latinoamérica... aún recuerdo que Mafalda de Quino tiene una tortuguita que se llama así) ¿Cómo pueden hablar de burocracia en el liderazgo pastoral? Me pregunté (Ja! no indignado, sino emocionado porque al fin me había encontrado con un programa creativo y crítico)... sin embargo mi emoción duró poco; la conclusión era que, si existen "algunos obstáculos" para acercarse al pastor de la congregación es porque él es "Un hombre ocupado en asuntos espirituales de TODA la iglesia".

Es cierto, en ocasiones existen hermanitos (y hermanitas) con pretensiones espiritifláuticas que desean consultar al pastor incluso a las 3 de la mañana sobre un "sueño profético"; hermanos que llaman al pastor porque en su sopa de letras se formó el 666; hermanos que le hablan a su pastor porque ¡SU SANITARIO ESTA TAPADO!... Sin embargo, la "burocratización del liderazgo pastoral" no es la respuesta a la falta de atención y contacto humano en la iglesia. Cuántos pastores citan las palabras del "papi suegro" (Jetro) de Moisés para justificar un sistema jerárquico en lugar de relaciones horizontales.

Basta de los pastores "gerenciales" que estan más preocupados por la jardinería del edificio, que por las personas que le rodean; basta de los "Ungidos" que se rodean de "guarda-espaldas eclesiales"... Cuando Jesús estuvo entre nosotros, realmente estuvo ENTRE NOSOTROS y tuvo tiempo aún para "los perrillos"; cuando algunos bienintencionados "apóstoles guardaespaldas" trataron de alejar a los padres y niños que deseaban acercarse a Jesús, Él les reprendió; cuando Jesús iba camino a resucitar a una niña muerta tuvo tiempo para detenerse a sanar a una mujer enferma...

La iglesia no es el edificio ni los programas; no es el show ni las luces; no es la organización ni las actividades... ¡La iglesia es la gente!

¡Que el Señor nos permita ocuparnos no en las cosas que perecen, sino en las que son eternas! ¡Que podamos buscar formas que nos permitan tener comunión unos con otros sin "obstáculos burócratas"! ¡Que recordemos que el mandamiento de Jesucristo es el amor unos a otros como él mismo nos amo! ¡Que no olvidemos que la iglesia es la gente!

"... Si tuviereis amor los unos con los otros..."
Jesús a sus discípulos.


Con amor para mis hermanos que me dan la oportunidad de ser su perro: ¡Gracias a Dios por Bethel!

Licensed by Copycristian

7 comentarios:

Caro dijo...

Para Weber, la burocracia no es más que la consecuencia de la organización racional de la administración del poder. La burocracia subsiste en tanto se fortalece la "dominación racional" que en sus propios términos es la ley. Así que viene bien su perspectiva a nuestra mirada sobre la Iglesia: si en las congregaciones hay una interacción asentada en su carácter de organización (en lugar de organismo, Cuerpo), entonces es obvio que se fortalezcan las leyes, reglas (escritas y no escritas) y con ello las distancias entre humanos.
Weber dijo de nuestra historia occidental que construimos una "jaula de hierro" con esa racionalidad. Pero no sólo eso: también que nos encerramos en ella.
Ese designio para la iglesia es fatal. No podemos ir en ese mismo camino. Si seguimos, sólo en El Camino.

Abrazos.

Daniel Dañeiluk dijo...

¡Bendiciones Miguel!
Pienso que la organización debe ser funcional al organismo, así como lo es el cuerpo (de carne) al Espíritu.
Jamás al revés.
La organización es un medio, mas el organismo (el Cuerpo de Cristo) es medio y fin.

El Perro dijo...

Caro!
Gracias por ilustrarme en este aspecto, así es! la burocratización de la iglesia trae muerte, pues le lleva de ser un organismo a ser un organigrama.
(Del tal Weber solo había leído algo sobre el protestantismo como el origen de las profesiones "modernas")

Daniel!
Bendiciones para ti y los tuyos!
Hermosa frase (y verdadera): "... el organismo (el Cuerpo de Cristo)es medio y fin."
Me recordaste algo que escribí en "El mensaje de la iglesia"

Daniel Dañeiluk dijo...

Acabo de leer "El mensaje de la Iglesia". Este envío y aquél van en el mismo sentido.
Un abrazo

Abel dijo...

Como dirían por allí, ¡Amén -a tus palabras-!

Dios te bendiga,

Avenida7 Podcast dijo...

Hola hermano!
Ke gusto poder estar de vuelta en tu blog, la verdad no me habia enterado del cambio de direccion, tenia mas e un mes de no visitarte, he tenido dias muy ataredos ultimamente, pero aqui esta de vuelta, y me gusta tu nuevo blog, esta buenisimo y me alegra mucho de que sigas bloggeando para JESUS!

Que DIOS te bendiga :)

veldugo01 dijo...

Jajajajaja!! Me rei mucho con lo que pusiste de los hermanos que llaman a las 3 a.m., que hay que arreglarles el inodoro, etc... mas o menos es una realidad de pastor principalmente en latinoamerica. y que te tengo que decir? Es dificil cuando tu iglesia crece encontrar un sistema donde todavia te mantengas accesible a la gente, pero tambien creo que la burocracia mata, y mata rematadamente bien... asi que es una tarea de los pastores encontrar un equilibrio entre las tareas administrativas y las tareas pastorales (que segun dice mi Biblia tienen que ver con el cuidado de las ovejas)... so oremos, oremos por esa gente que se encuentra en esos aprietos...
Fausto