miércoles, 4 de noviembre de 2009

El poder del evangelio...


Pablo dijo: Porque no me avergüenzo del evangelio porque es poder de Dios para salvación... ¿Dónde ha quedado el poder del evangelio?

Pedro comparte a una multitud y se convierten cinco mil; el pastor le predica a veinte y ninguno hace decisión; Felipe le predica a un funcionario en el camino y horas más tarde le bautiza, tu compartes la palabra en el camino de Cd. Juárez a Chihuahua y tu compañero se cambia de asiento; Para escuchar a Pablo, una casa se llena de tal forma que hasta en las ventanas hay gente sentada, mientras que nuestro edificio tiene lugares vacíos...

¿Qué es lo que le pasa al evangelio? -Te preguntas- ... Al evangelio no le ha pasado nada: ¡No ha cambiado! Los que hemos cambiado somos los evangelizadores.

Recuerdas la ocasión más reciente en la que compartiste el evangelio...
¿Cuánto tiempo ha pasado? ¿Qué resultados obtuviste?

Todos damos por sentado que la tarea de cada cristiano es compartir el evangelio. Debe de serlo: "compartir la fe" es una de las primeras lecciones que reciben los nuevos creyentes, memorizamos versículos que nos hablan de esta tarea como Mateo 28:19 o Hechos 1:8, tenemos un ministerio que se dedica a promover entre la iglesia dicha labor... pero, ¿Sabes lo que significa compartir el evangelio?

Compartir el evangelio es decir las "buenas nuevas" dirán los cristianos de más tiempo; compartir el evangelio es hablar de la palabra de Dios, dirán otros; compartir del evangelio es hablarle de Jesús a la gente dirán los terceros... Palabras, subjetividad... conceptos que nos dan vuelta en la cabeza, pero nunca bajan a nuestra boca, o a nuestro corazón.

Compartir el evangelio es vivir una vida transformada, una vida que muestre el amor que nos tenemos unos a otros; es repartir "nuestros bienes" según la necesidad de cada uno; es comer juntos con alegría y sencillez de corazón; es alabar a Dios y tener favor con todo el pueblo...

¿Dónde ha quedado el poder del Evangelio? Quiza esta guardado en nuestros bolsillos... mientras seguimos hablando de lo que significa la salvación, la justificación, la santificación... el evangelio.

Licensed by Copycristian por Miguel Quintero Jr.

2 comentarios:

Ovejita negra dijo...

Me gusta! una vida que demuestre el amor que nos tenemos unos a otros. Una vida transformada :) pido a Dios por ello cada mañana, que no lastime a nadie con mi indiferencia o con mis diferencias, que ame sin esperar recibir nada a cambio, porque él que ama en ello lleva su recompensa. Aprender de ti es compartir toda la riqueza de tu corazón :) Gracias! Te mando un abrazo! Ovejita Negra

The Lady Soul dijo...

Excelentes palabras para mi sabado.